Selección en Redes Sociales

En esta ocasión desde Audalia Lumesse, antiguo StepStone, os proporcionamos un interesante estudio acerca de la cada vez mayor influencia de las redes sociales en los procesos de selección. Las redes sociales se han convertido en una herramienta esencial tanto para reclutadores como para candidatos.

Para las organizaciones es uno de los medios más eficaces para la promoción de su imagen de marca a potenciales empleados mediante comunidades en las que se difunden noticias o se comparten experiencias de éxito. Para los candidatos, las redes sociales proporcionan una oportunidad única para la obtención de información sobre las oportunidades del mercado mediante la interacción con otros colegas. Estas personas, que de otra manera nunca se encontrarían en este punto hasta después de un proceso de entrevistas exhaustivas, están disponibles online al instante. Fundamentalmente, las redes sociales proporcionan oportunidades para llegar a personas que pudieran no estar buscando empleo de manera activa, pero a las que le puede tentar una buena oportunidad.

Para este estudio, realizado en septiembre de 2010, se analizaron las respuestas de más de 300 personas, la mayoría con funciones directivas en las áreas de RR.HH., Selección y otros departamentos, con dos tercios de los encuestados pertenecientes a compañías con matriz en Europa, y el resto, en América del Norte y Asia-Pacífico. En el mismo, se podrá comprobar que muchos de los empresarios ya están utilizando con éxito las redes sociales para la adquisición de talento. Pero surge la duda de por qué el potencial de dichos medios para la selección sigue sin ser utilizado y sin explotar por tantos otros.

A modo de ejemplo de la información que encontraremos en el estudio, comentamos las preferencias de los encuestados a la hora de seleccionar mediante redes sociales:

• Un 83% elige LinkedIn como su primera opción

Facebook figura en segundo lugar con un 46%

• El 33 % también utiliza Twitter

• Otros proveedores locales, como pueden ser Xing (Alemania) y Viadeo (Francia), también tienen su sitio

• Por ahora, YouTube o los múltiples blogs que abarrotan la Red parecen no jugar ningún papel en lo que a selección se refiere.

Podréis encontrar el estudio (en inglés) en el siguiente enlace.

Convocatoria de acceso a ROAC

Recientemente se han vuelto a convocar los exámenes de acceso al ROAC, Registro Oficial de Auditores de Cuentas, para este ejercicio 2010, y parece que pueden ser la prueba práctica para finales de año. De acuerdo con la información publicada por el ICAC, en España hay aproximadamente unos 15.000 auditores personas físicas de los cuales el 35% son  ejercientes (5.200 auditores firmando informes de auditoria),  el 5% son ejercientes por cuenta ajena (800 auditores con el título trabajan en el sector por cuenta ajena y no firman informes), y el 60% son no ejercientes,es decir, 9.000 personas tienen el título pero no se dedican a la auditoria en firmas auditoras ni por cuenta propia ni ajena. Se encuentran en otros sectores en diferentes puestos.

En el presente cuadro se puede observar la información del ejercicio 2009, que será similar para el 2010, recientemente finalizado:

Los auditores ejercientes declararon al ROAC en 2009 un total de 67.861 trabajos de auditoría. Su distribución por tipo de auditoría fue la siguiente:

Tipo Número %
Trabajos de auditoría de carácter obligatorio 39.106 58
Entidades de crédito, de seguros, de servicios de inversión, etc. 9.627 14
Entidades con acciones o títulos admitidos a cotización 504 1
Trabajos de auditoría de carácter voluntario 15.657 23
Otros trabajos 2.967 4
Total 67.861 100

 

Asimismo, según la información disponible en el ROAC, en 2009 declararon trabajos de auditoría correspondientes a entidades de interés público un total de 230 auditores, mientras que 2.569 auditores sólo declararon trabajos de auditoría de entidades no calificadas como de interés público. En AUDALIA estamos en el 10% que presenta trabajos de empresas de interés público.

Se va a realizar un examen común, como los últimos 2 años, para las tres corporaciones de auditores, lo que resulta a estas alturas afortunadamente normal. Parece que se va normalizando la cadencia de los exámenes de acceso, con un ritmo bianual, similar a los de otros países de nuestro entorno, que incluso los realizan anualmente.

En efecto, el acceso a la profesión no sólo se realiza en otros países para acceder a la firma de informes de auditoría, para ser socio de una firma que se dedica a la auditoría, sino como un añadido de formación profesional de prestigio, como un título adicional, que se utiliza y se valora en la empresa privada, con remuneraciones más elevadas de los empleados que no tienen este título. Este reconocimiento en los departamentos financieros de la empresas españolas se está sin duda reconociendo progresivamente. Los profesionales que se dedican profesionalmente a la auditoría, por formación y crecimiento personal, a partir de cierta experiencia profesional,  deben de procurar contar con este título, que aporta juicio analítico y valor añadido a la sociedad.

“Tenemos ahora una nueva oportunidad para continuar en la formación continua profesional del equipo de auditoria”.

* Santiago Alió es Socio Director de Audalia

Ausencia justificada al trabajo

En la situación actual de crisis galopante que estamos inmersos y con el número de desempleados inscritos en el Servicio Público de Empleo creciendo casi al mismo ritmo que el nivel de inflación, convendría derribar el mito de que una ausencia reiterada al trabajo, aunque sea justificada, no puede acarrear consecuencias para el trabajador.
La respuesta es que sí que puede afectarle al trabajador, hasta el punto de que es uno de los supuestos de extinción objetiva del contrato de trabajo.
Para entender esta afirmación, sería conveniente plantearnos tres cuestiones: ¿qué requisitos son necesarios para que se pueda llegar al despido objetivo?; ¿hay apoyo legal que justifique esta medida? y, finalmente,  ¿hay algún supuesto que quede excluido?

Para que el empresario pueda extinguir el contrato de trabajo por este motivo, deben cumplirse, simultáneamente, dos requisitos:

  • El trabajador debe acumular una serie de faltas de asistencia necesariamente intermitentes, siendo irrelevante su justificación. Dichas faltas han de alcanzar alternativamente bien el 20% de las jornadas hábiles en dos meses consecutivos, o bien, el 25% de tales jornadas en cuatro meses discontinuos, dentro de un período de doce meses.
  • El índice de absentismo del total de la plantilla del centro de trabajo supere el 2,5% dentro del mismo período de tiempo.

Justificación legal de esta medida la podemos encontrar en el art. 52.d del Estatuto de los Trabajadores y, justificación jurisprudencial la tenemos en: TSJ Navarra 21/09/04, TS unifica doctrina 26/07/2005, TS unifica doctrina 05/10/05, TS 18/11/05, TSJ Madrid 20/02/06, etc.
Se excluyen
del cómputo las faltas de asistencia debidas a huelga general, actividades de representación legal, por accidente de trabajo, maternidad, riesgo durante el embarazo, durante la lactancia y paternidad, licencias y vacaciones, enfermedad común o accidente no laboral  y faltas motivadas por violencia de género.

Por lo tanto, una vez analizada esta cuestión, la conclusión a la que se puede llegar es que en lo que a ausencia justificada al trabajo se refiere, no es oro todo lo que reluce”.

* David Valladares es Asesor Senior en el Área de Asesoría

La memoria anual: en continuo movimiento

Las notas obligatorias de la memoria, están cambiando casi día a día, por eso vamos a recordar brevemente  los nuevos puntos de la memoria que hay que incluir para la redacción de la memoria del ejercicio 2010:

Información sobre los derechos de emisión de gases de efecto invernadero: Información sobre los derechos asignados durante el periodo de vigencia, entradas o salidas, compras o ventas, explicación sobre si la asignación ha sido gratuita o retributiva, subvenciones recibidas por los derechos de emisión de gastos de efecto invernadero.

 Información sobre el aplazamiento de pago a proveedores en operaciones comerciales:  hay que incluir una relación con los plazos legales y decir en qué proveedores no se están cumpliendo. Sin embargo sobre este tema está habiendo mucha desinformación ya que la ley, como todas, es interpretable, y en un minúsculo párrafo en la disposición adicional segunda, dice brevemente que la presente ley será de aplicación para los contratos formalizados a partir de su entrada en vigor. Por tanto, ¿qué pasa con los que tengo de antes? ¿no tengo que informar sobre ellos a pesar de que la deuda esté vencida?

En AUDALIA creemos que no, pero también es verdad que en las operaciones comerciales que son a las que está referida la Ley no es habitual formalizar contratos con los proveedores, basándose las relaciones comerciales en acuerdos verbales y sirviendo la propia factura como prueba de que se ha suministrado el bien o realizado el servicio. Por lo tanto, desde este punto de vista, en la memoria habría que informar de todas aquellas facturas con fecha posterior al 6 de julio 2010 (ya que la fecha de entrada en vigor fue el 7 de julio), cuyo vencimiento a 31 de diciembre 2010 supere los 85 días (aplicando el régimen transitorio señalado por la Ley hasta 2013).

Analicemos con cuidado estas notas y su efecto en nuestra Sociedad, ya que puede suscitar muchas dudas a la hora de redactar una memoria de cuentas anuales.

Con el ánimo continuo de prestar un servicio a sus miembros,  el Instituto de Censores Jurados de Cuentas de España ha publicado un nuevo (y “breve”) cuestionario actualizado de revisión de cuentas anuales, para no perdernos los auditores entre tanta modificación…

* Belén Carvajal es Directora del Área de Auditoría

Avales genéricos, el soldado desconocido.

Muchos de nuestros clientes tienen asimismo clientes dentro del sector público, lo que convierte en una auténtica pesadilla el momento de solicitar un certificado de corriente de pagos en la Seguridad social. Y la pesadilla no es por la lentitud. Todo lo contrario: gracias al sistema red el certificado se recibe ágilmente.

La pesadilla se produce ya que hoy día es muy sencillo que se generen deudas, por errores administrativos en las comunicaciones, de partes médicos, emisión de las complementarias de atrasos, de retribución variable o un largo etcétera. Sin duda, una buena oportunidad comercial en el sector público puede desvanecerse por estas situaciones.

Una buena posibilidad es recurrir al aval genérico, un fondo de cobertura que, en función de su importe, mantendrá a su sociedad al corriente de pagos sin ningún susto de última hora.

El trámite para la constitución de este aval se regula en los artículos 14 a 16 (ambos incluidos) de la Orden TAS/1562/2005, de 25 de mayo.

* Borja Prieto es Gerente del Área de Asesoría

Evalúe el impacto de los Planes de Carrera y Sucesión

Comenzamos una serie de formularios de evaluación que nos proponen desde Lumesse, antiguo StepStone Solutions, y en los que se puede medir el impacto de ciertos procesos de Recursos Humanos en las organizaciones.

En este caso, Audalia Lumesse propone uno relativo a los Planes de Carrera de nuestros empleados y la planificación de la Sucesión de nuestros puestos clave.

Por lo general, las organizaciones que implantan dichos procesos se benefician de:

  • Reducción de costes de contratación
  • Mejora en el desempeño de personas y equipos
  • Menos recortes de plantilla
  • Mayor retención del talento

El informe muestra que con una buena definición de nuestro banquillo de candidatos interno se logran mejores resultados, pudiéndose llegar a un desempeño general 4 veces superior a su competencia.

Cumplimentando el siguiente test relativo a planes de carrera y sucesión (en inglés), podrá identificar áreas de mejora, oportunidades perdidas y nuevos indicadores de impacto en su negocio.

Desayuno Retribución Flexible

El próximo 04 de Mayo, tendrá lugar el desayuno informativo “Retribución Flexible: aspectos fiscales y laborales” organizado desde el área legal de AUDALIA, destinado a conocer las ventajas de estos sistemas de retribución frente a los sistemas de compensación tradicionales y su uso como herramienta de motivación al empleado, incidiendo en su fiscalidad y en los requisitos laborales y legales para una implantación efectiva en la empresa. Para ello contaremos con la colaboración de Borja Prieto Gómez y Marta González, ponentes de la temática laboral y fiscal respectivamente.

En el caso de estar interesados en asistir podéis escribirnos a la dirección bpereda@audalia.com, especificando en el asunto “Desayuno Retribución Flexible” e indicando vuestro teléfono de contacto. Plazas libres hasta completar aforo.


Programa del evento

Fábula del panadero y el pastelero

En época de crisis parece impensable el no analizar qué gastos son necesarios para la Empresa. Los empresarios se vuelven más minuciosos en el control de los mismos y les suelen aplicar un marcaje más estricto.
¿Pero sucede igual con los costes?, ¿tendemos a controlar los mismos?, ¿hemos identificado adecuadamente los costes de nuestros productos y/o servicios?, ¿qué costes son fijos?, ¿qué costes son variables?, ¿asignamos adecuadamente, siempre dentro de una razonabilidad económica, los costes a los diferentes productos y/o servicios?, ¿por qué empresas que realizan grandes ventas de productos y/o servicios entran en quiebra?

La respuesta es que normalmente se atienden a los gastos exclusivamente y nos solemos olvidar de analizar los costes. Para ilustrar esto, bien merece traer a colación el cuento de la panadería y pastelería:

En una calle, de una ciudad cualquiera, de cualquier parte del mundo donde vendan pan y pasteles, había un establecimiento que vendía pan y, a pocos metros, otro que vendía pasteles. Ambos contaban con la infraestructura necesaria para la fabricación propia de sus productos y su posterior venta en tienda. Ambos tenían controlados sus gastos y vendían su producto a un precio que cubría todos sus gastos más un margen, que entendemos les daba para vivir bien o tal vez mal; pero ambos vivían.

Un buen día, al panadero se le ocurrió la idea de aprovechar su horno para vender pasteles y, dado que los gastos eran cubiertos por la venta de pan, el precio de los pasteles sólo incluiría los gastos que tuviera por la materia prima más un margen.  La idea fue tal éxito que había siempre gente esperando para comprar pasteles en la panadería.

Por otro lado, el pastelero dándose cuenta que el podría también ganar más dinero copiando la estrategia del panadero se puso a fabricar y a vender pan. Como ambos habían acudido a la misma escuela de negocio usó la misma estrategia: venderé pan al  precio de la materia prima más un margen. ¡Gran idea también! Ni que decir tiene que la idea también fue un éxito y siempre había cola en la pastelería para comprar pan. 

Por lo que en esa calle siempre había cola en la pastelería para compra pan y en la panadería para comprar pasteles. El final de la historia, creo que, o lo conocéis u os lo imagináis: a los dos meses ambos establecimientos cerraron por pérdidas.

¡Cuidado con los costes!

* Antonio Pérez es Director del Área de Consultoría

Efectos Fiscales de la Historia


No siendo suficiente la complejidad de los impuestos establecidos a nivel nacional (impuesto sobre sociedades, IVA, IRPF, etc.), en el panorama fiscal español tienen cabida en algunos territorios diversas especialidades derivadas de circunstancias históricas, y que siguen aún vigentes a día de hoy. Este es el caso del IGIC, Impuesto General Indirecto Canario, que se aplica en las Islas Canarias con la misma finalidad con que en la península y Baleares se aplica el IVA.

 
Las Islas Canarias fueron incorporadas a la corona de Castilla en 1.496. A partir de ese momento desde la Península se trató de fomentar su desarrollo económico, siendo uno de las medidas más importantes la aprobación del Real Decreto del 11 de julio de 1852, donde se eliminaron para Canarias los aranceles existentes en el resto de España para compensar el perjuicio que producía a la economía insular la lejanía del resto de territorios españoles. A partir de aquí, diversas leyes instauradas en el territorio han seguido la misma línea, como la Ley de Cabildos de 1.912 que estableció la financiación de las islas mediante impuestos locales inferiores a los del resto del territorio español.

Estos privilegios fiscales han sobrevivido incluso a las modificaciones en la legislación española derivadas de los cambios políticos que atravesó el país durante el pasado siglo, como la firma de la Constitución Española y el Estatuto de Autonomía de Canarias, firmado en 1982. Tanto es así que la exigencia de armonización en la tributación indirecta exigida por la CE como consecuencia de la integración de España en la misma, tuvo como consecuencia la exclusión de Canarias de los territorios de aplicación del IVA comunitario y la exigencia de creación de un impuesto similar al IVA (el actual IGIC), en lugar de la unificación tributaria a nivel nacional y la abolición de los beneficios establecidos hace más de 150 años.

Esto da lugar a que a la hora de realizar operaciones con las Islas Canarias, entre otras cosas, éstas se consideren a efectos de IVA como importaciones o exportaciones, y que al soportar una empresa establecida en península o Baleares cuotas de IGIC por facturas recibidas de sujetos pasivos de este impuesto, se vea obligada a solicitar su devolución como si se tratara de cuotas de IVA repercutidas por proveedores de otros países de la Unión Europea“.

“Do it yourself” para reclamaciones <2.000 €

 

El próximo día 15 de abril entrará en vigor una nueva reforma de la Ley de Enjuiciamiento Civil producida por la “Ley 4/2011 de modificación de la Ley 1/2000, de 7 de enero, de Enjuiciamiento Civil, para facilitar la aplicación en España de los procesos europeos monitorio y de escasa cuantía.”

Esta reforma afecta principalmente a los Juicios Verbal y Monitorio y supone que:
Dejan de ser necesarios Abogado y Procurador para los juicios Verbales cuya cuantía no supere los 2.000 €.
– El Juez podrá proponer al demandante en los monitorios una cuantía inferior a la que figure en su petición.
– Igualmente en las ejecuciones derivadas de procesos monitorios en los que no haya habido oposición, cuando se trate de cuantías inferiores a 2.000 €, tampoco serán necesarios Abogado ni Procurador

Sin perjuicio de la libertad del cliente para actuar por su cuenta en los casos anteriores, aconsejamos que se siga contando con estos profesionales, que sabrán adaptar sus honorarios a la entidad de la reclamación, pues no corren tiempos en los que sea aconsejable aventurarse por cuenta propia en la Administración de Justicia.

Haciendo un símil de las nuevas medidas con el mundo médico, podríamos hablar de automedicarse cuando la fiebre no supere los 38º C, siendo obligatoria la asistencia al médico cuando sea de 38,01º C o superior.

A nadie escapa que no es la cuantía de lo reclamado sino la reclamación en sí misma lo que determina la dificultad y en consecuencia la necesidad de la intervención de profesionales.
En definitiva el concepto “do it your self” no es muy recomendable en esta materia llena de complejidades, en donde la experiencia, como no, es un grado.

* Antonio Crespo es Gerente de Audalia Abogados